dimecres, 18 de març de 2015

A diez metros de lo visible














Me llevas delantera
de siglos y agua

entretejiendo la madrugada
con ansias de chimenea
y cocina a fuego paciente.


Sobrevives
a diez metros
de lo visible,

eres la mano que
me acaricia la cara
con las nostalgias que pasan

la serpiente sin cascabel que
se acoge a mis piernas
hasta el torbellino

el amigo marchito que
sonríe en la fotografía

eres el viaje pendiente,
la sombra que dibujo
en la charranca fosilizada

un guijarro extraviado,
un sonámbulo que respira.


Armada con
la cabellera de plata
de una diosa ya enjuta

eres la sala que
antecede al beso
y a la locura.







2 comentaris:

  1. Me llevas delantera de siglos y agua. Genial. Un abrazo, Isolda. Lo comparto

    ResponElimina